Reglas para estirar antes de entrenar

Aunque estirar pueda ser una tarea fácil, también es muy importante, ya que es necesario preparar los músculos antes de alguna actividad deportiva para evitar lesiones y mantenerse flexible después del ejercicio. Hay algunas reglas para estirar antes de entrenar que deben seguirse para evitar que el trabajo sea contraproducente. Estas son solo algunas recomendaciones, pero deberían tomarse en cuenta para hacerlo correctamente.

Hacer esto antes de empezar

Puede que se trate de reglas para estirar antes de entrenar, pero, de cualquier modo, es importante estirarse siempre de forma suave después del ejercicio. De esta manera se consigue que los músculos y fascia regresen a su estado natural. Además de estirarse, también es necesario calentar, por lo que antes de un estiramiento se deben hacer movimientos sencillos que sirvan, como girar hombros y brazos, algunas sentadillas o estirar las piernas.

Por su parte, no es una opción forzarse al estirar, pues la constante correcta cuando se trata de ello es ir suave y despacio. Es impensable jalar u obligar al cuerpo a llegar más lejos si este no está listo. También es muy importante encontrar el punto ideal de tensión; uno que no duela, pero que tampoco deje de sentirse. Un estiramiento ideal tiene un pequeño jalón que se mantiene mientras se estira, este se llega a sentir, pero que no duele.

Otra de las más importantes reglas para estirar antes de entrenar es una buena respiración, pues es necesario tratar de llevarla a la parte estirada. Aunque es verdad que los pulmones solo están en un lugar, es útil imaginar que el oxígeno llega a la parte que se estira para sentirse más relajado y suelto. Por otro lado, hay muchas ventajas del rebote, pero es mejor evitarlo al estirar, ya que este tiende a apretar el musculo y no a soltarlo, que es lo que se desea.

Deja un comentario